Juegos Online. ¿Qué hay que saber?

Kava Gamers-

Luego de los últimos lanzamientos, los juegos online requieren conexiones con mayor capacidad de descarga y subida de datos. Teniendo eso en cuenta es necesario contar con una conexión a Internet de mejores condiciones o que al menos cumpla con los requisitos para evitar sufrir problemas clásicos como el lag o la lentiud en las descargas.

Aunque el uso de Internet hace que un juego dependa de las funciones que ofrezca al jugador. Para los juegos online, por ejemplo, prácticamente cualquier conexión doméstica es válida. Sin embargo, cuando el jugador utiliza otros servicios como el streaming de juegos a la red para emitir sus partidas, se recomiendan conexiones de mayor velocidad que puede variar en función de la resolución de la emisión.

Otras recomendaciones básicas a tener en cuenta en el momento de aventurarnos al mundo de los juegos en línea son las siguientes:

Cuidado con el phishing. Una de las formas para hackear cuentas es engañar a los usuarios legítimos para que les entreguen las credenciales de acceso. Por ejemplo, con técnicas de ingeniería social y campañas de phishing. No hay que tomar todos los correos electrónicos que lleguen a la bandeja de entrada como legítimos ni entregar información sensible a extraños, dar click a enlaces o descargar archivos sin inspeccionarlos antes.

Contraseñas fuertes y únicas. A veces ni siquiera es necesario entregar las credenciales de acceso. Puede que otras personas las adivinen sin llegar a contactarte nunca, por el simple hecho de utilizar contraseñas poco seguras. Para evitar este extremo conviene huir de datos personales y de claves cortas, así como optar por combinaciones únicas de cifras y letras.

Cuidado con los amigos virtuales. Uno de los riesgos inherentes de Internet es que es muy difícil llegar a conocer la identidad de las personas que conoces a través de esta herramienta y con las que te acabas relacionando de forma habitual. Por eso es importante mantener cierta distancia.

Descarga juegos de fuentes legítimas. Al igual que ocurre con cualquier otra pieza de software o en el mundo móvil, por ejemplo, la descarga de juegos desde tiendas o páginas no oficiales conlleva grandes riesgos. Al no estar controladas por sus autores o cuanto menos por empresas de renombre, los títulos seleccionados pueden acabar conteniendo malware e infectando el equipo del usuario.

Publicado en:

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *